Berta Meneu

Berta Meneu

Hackea tu tiempo y aprende idiomas

21/03/2017

No tienes tiempo para estudiar nuevos idiomas. Eso no es nada nuevo. Quieres aprender un nuevo idioma, pero trabajas 8 horas, tienes que ir a comprar, y todavía quieres tiempo para pasar un rato con tus amigos. Resumiendo, no tienes tiempo para unas clases de idioma. No te preocupes, hoy en día, hay otras maneras de aprender idiomas, incluso con una agenda ocupada. Pero primero, tienes que convertirte en un experto de la gestión del tiempo. Tendrás que adoptar algunos hábitos de inmediato, pero lo mejor de todo es que son gratis...

1.- Tu tiempo tiene un precio, úsalo como moneda de cambio

Tu tiempo es caro, y también lo es el mío. El tiempo es dinero, y créeme, tienes más de lo que crees. Pero a veces no sabemos cómo usarlo. Hoy en día, hay un montón de maneras de utilizar tu tiempo y esfuerzo como un negocio, por ejemplo, en los sitios webs de comercio de habilidades como Skilltrade, donde un profesor puede enseñar español a cambio de servicios de cocina. Pero si eres como yo, puede que cocinar no sea lo tuyo. No te preocupes, si estás leyendo este post, estoy seguro de que sabes al menos una cosa: tu primer idioma, y tal vez uno o dos más. ¡Bingo! Eres el candidato perfecto para un intercambio de idiomas, y Langademy es el lugar perfecto para ello. También es el lugar perfecto para invertir tu tiempo. Langademy proporciona un sistema de banco de tiempo para el intercambio de idiomas: si usas 30 minutos para hablar en tu lengua materna con alguien que está aprendiendo tu idioma, esos 30 minutos serán añadidos a tu banco de tiempo para que puedas usarlos para hablar con hablantes nativos de un idioma a tu elección. Justo, gratuito, y tu tiempo no será desperdiciado.

 2.- Conéctate a internet y saca provecho a tu tiempo muerto

A veces podemos sentir que perdemos tiempo haciendo cosas como ver la televisión. Sin embargo, la autora Marthe Troly-Curtin tiene una famosa frase: "El tiempo que te gusta perder no es tiempo perdido". Dicho esto, hay momentos en los que realmente perdemos nuestro tiempo, haciendo nada. Así que, en lugar de perder el tiempo sin hacer nada, ¿por qué no usarlo para leer, escuchar o chatear en otro idioma? ¿Tienes tiempo muerto todos los días de camino al trabajo? Esa es tu oportunidad de leer un libro en otro idioma. O para entrar 10 minutos en Duolingo.

¿Y usas flashcards? Es una gran manera de aprovechar tu tiempo muerto. Benny Lewis habla del método Spaced Repetition en este artículo, que es una versión más compleja del sistema de flashcards. En pocas palabras, es un método de presentación que te da la información que necesitas antes de tener tiempo para olvidarlo, por lo que siempre se mantiene fresca en tu mente. Y, naturalmente, hay una aplicación de teléfono que utiliza este sistema, Anki. Está disponible en iPhone, Android y versiones web, y es totalmente gratuita. Un must have si lo que quieres es aprender vocabulario. Como probablemente sabrás, Memrise es otra gran opción para aprender vocabulario en cualquier idioma usando un método de aprendizaje que se adapta al usuario.

Pero a veces estás tan cansado después de terminar tu jornada de trabajo que, en primer lugar, tu cerebro no es capaz de memorizar nada, y encima, no estás en el estado de ánimo adecuado para este tipo de tareas. Si ese es el caso, entonces descarga HelloTalk para tu teléfono y empieza a charlar y practicar idiomas mientras haces nuevos amigos. Charlar es siempre más divertido que estudiar y no requiere de mucho esfuerzo.

3.- Planifica con anticipación

Planificar con anticipación es una necesidad en tu vida si deseas administrar tu tiempo de manera eficiente, y no sólo cuando se trata de aprender un idioma. Para empezar, un plan adecuado te ayudará a no perder el tiempo en la planificación adicional (pasar 10 minutos tratando de decidir qué hacer a continuación cada vez que te sientas en tu escritorio - ¿te suena familiar?) Además, tener un plan te ayudará a motivarte. Si sabes cuál será tu próxima tarea, siempre te será más fácil mantenerte motivado. Lindsay Dow tiene un planificador de aprendizaje semanal (Weekly Learning Planner) que ya está preparado para que puedas planificarte tus sesiones semanales de aprendizaje de idiomas.

Si quieres mejorar tu vocabulario, gramática o “listening”, con una planificación todo se te hará fácil. Pero, ¿qué pasa si quieres practicar un idioma online? Si has probado las aplicaciones o sitios web de intercambio de idiomas en línea, ya sabes que coincidir con alguien que conoce tu idioma y en el momento exacto en el que estás libre no es fácil. Incluso con la opción de pago en sitios como Italki o Verbling, estas atado al horario de los tutores. Para superar estos problemas relacionados con el tiempo, Langademy ofrece una solución basada en meetups o quedadas. Puedes programar una reunión el día y la hora que deseas. Entonces, sólo hay que esperar a que las personas se unan a tu quedada. Si lo planeas con unos días de antelación, tendrás más oportunidades para que más gente se una al encuentro.

 4.- Ponte en forma mientras mejoras tu listening

Muchas personas y científicos han afirmado que realmente podemos aprender lenguas extranjeras mientras dormimos. A pesar de que este sería el último recurso, ya que hay poca evidencia científica de que el método funcione, de hecho, hay más de cierto en que cuando dormimos solemos consolidar lo aprendido durante el día. Así que, vamos centrar nuestros esfuerzos en las tareas que hacemos mientras estamos despiertos. Si pasas un par de horas a la semana haciendo ejercicio, puedes usar este tiempo para escuchar podcasts. Aquí puedes encontrar 10 increíbles podcasts que te ayudarán a aprender idiomas. Aunque nuestro cerebro es una máquina multitarea perfecta, si en ese momento estas con haciendo ejercicio de manera intensa, no terminarás de prestar mucha atención a los podcasts. En ese caso, sólo agrega algunas canciones del idioma que estás aprendiendo a tu lista de reproducción, y seguro que aprenderás algunas nuevas palabras y frases.  

Como dije al principio, tu tiempo tiene un precio y es valioso. No lo desperdicies, usa todos estos consejos y tendrás tu tiempo para invertirlo en algo importante, y así pronto dominarás un idioma más.